Tu cuerpo en el posparto

Redacción bbmundo · 22 septiembre, 2014

Antes de que creas que la vida será muy complicada, lee esto.

Probablemente durante tu embarazo recibiste mil y un consejos sobre cómo sobrevivir a las náuseas matutinas, cómo calmar el dolor de pechos o qué hacer para evitar las agruras y la retención de líquidos.

Aunque se habla de los cambios que sufre una mujer durante el embarazo debido a la bomba de hormonas que circulan por todo su cuerpo, o de cómo podrá ir de la risa al llanto en cuestión de minutos, poco se sabe de lo que sucede durante el posparto, es decir, los 40 días posteriores al nacimiento del bebé.

Algunas mujeres no se explican por qué se sienten tan cansadas o por qué les duele tanto el cuerpo. Pero, ¿cómo te sentirías después de haber hecho ejercicio durante más de tres horas seguidas?

Como tensionaste diversos músculos durante el parto, tu cuerpo tendrá que sufrir cambios en respuesta, por ejemplo, ya sea por una incisión de cesárea o por una episiotomía, tu organismo deberá tomar el tiempo para sobreponerse.

¿Qué esperar?

  • Durante los primeros días después del nacimiento del bebé, es común que las mujeres presenten un sangrado vaginal, el cual es un flujo de sangre sobrante, moco y tejido del útero, llamado loquios. Al principio este sangrado es muy rojo, debido a que el componente principal es la sangre que proviene de los vasos sanguíneos rotos por el desprendimiento de la placenta. Conforme transcurren los días de recuperación, el flujo cambia de consistencia y se aclara, hasta alcanzar un tono blanco amarillento
  • Debido a la inflamación vaginal que experimenta una mujer cuando tiene un parto natural, la cicatriz de la episiotomía puede llegar a ser muy molesta o dolorosa. Sin embargo, el dolor, a menos que sea muy intenso, no es señal de infección
  • Durante las primeras 24 horas después del parto muchas mujeres tienen problemas para orinar. Una de las razones principales se debe a que, la capacidad de la vejiga aumenta, pues ya sin el útero agrandado, ésta tiene más espacio para almacenar fluidos de desecho, por lo que la necesidad de ir al baño es menor
  • Estreñimiento. Algunas mujeres tienen la primera deposición hasta una semana después del parto. Esto se debe a diversos factores, como el hecho de que los músculos abdominales que favorecen las evacuaciones se estiran durante el parto, haciéndolos menos eficaces. Otro factor es el temor a que se abran los puntos de la episiotomía
  • Entuertos o calambres en el área abdominal. En realidad, se trata de contracciones normales del útero que se presentan después del parto para que los vasos sanguíneos que se rompieron al separarse la placenta vuelvan a cerrarse y regresen al tamaño y posición que tenían antes del embarazo

Recuerda que en ocasiones, algunos dolores, molestias o síntomas pueden estar relacionados con problemas más severos, así que ante cualquier duda no dejes de consultar de inmediato a tu médico.

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (3 votes, average: 3,67 out of 5)
Loading...