Cómo crear hábitos en niños a través del juego

Claudia Sicilia · 12 diciembre, 2017

Es a través del juego que los niños conocen su mundo, se relacionan con su familia, entorno, cultura y entran en contacto con ella.

habitos a traves del juego

¿Cuántas personas opinan que  los niños no hacen otra cosa más que jugar? Algunos aluden al juego como pérdida de tiempo, pero lo que no saben es que además de divertirlos, el juego ayuda a los niños a crear hábitos y  tiene beneficios en su desarrollo. 

“Gracias al juego los niños realizan importantes descubrimientos sobre el mundo material y las leyes de la naturaleza”, afirma la Dra. Carol Cooper en su libro Bebé inteligente. A través de ellos y de las dinámicas que establezcas en casa, puedes ayudarlo a desarrollar hábitos positivos.

Los hábitos son la base de la contención de los niños, les permite sentirse seguros.  La base para la adquisición de un hábito es la rutina, que con repetición constante formará virtudes, soporte indispensable en la formación de su personalidad y equilibrio emocional.

Los niños son repetitivos por naturaleza, basta con notar que desde pequeños observan constantemente un objeto o patean algún juguete que pende de su cuna. Más tarde notarás cómo ven la misma película una y otra vez y realizan los mismos juegos, lo que les permite predecir su mundo y sentirse seguros. Es a través de la repetición de actividades como poner la mesa, guardar sus cosas con canciones o a manera de juego, que el niño irá adquiriendo hábitos.

Es importante jugar, estableciendo una especie de ritual ante diversas actividades que queremos que el niño aprenda, por ejemplo, si antes de lavarse los dientes cantan alguna canción, el niño va a ir anticipando la actividad que continuará y lograrás que en su cerebro se establezcan las conexiones neuronales que lo invitarán a realizar la siguiente actividad.

Una muy buena técnica para que los niños adquieran rutinas diarias, es a través de canciones y rimas, las cuales irán acompañadas de gestos que invitan a un rápido aprendizaje de una manera divertida

Cada vez que se termine un juego o hayan acabado de jugar con sus juguetes o de pintar, los niños recogen como parte de la misma actividad, haciendo que el recoger sea divertido, ya sea poniendo cajas de colores o que tengan sonidos.

Cuando un niño nace no tiene orden, es importante que los padres o las personas al cuidado de los pequeños comiencen a establecerles rutinas con horarios, para que poco a poco puedan ir teniendo una estructura interna y sin incertidumbre puedan sentirse contenidos al saber que continua.

Si cantamos el mismo estilo de canciones o la misma canción cuando se acerca la hora de dormir, el niño sabrá que tienen que irse preparando para descansar, y esto establecerá un hábito que le ayudará en su formación personal, su salud física y mental, así mismo se irá fomentando su responsabilidad.

 

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (0 votos)
Loading...